Saltar al contenido

El Bruxismo en niños y de cómo detectarlo

bruxismo en niños

El bruxismo infantil es el hábito involuntario de apretar o rechinar los dientes, puede darse tanto por el día, como por la noche; cuando se presentan los síntomas por el día, los hábitos que se realizan varían de ser conscientes o inconscientes.

Si se presentan en niños únicamente durante la noche, es inconsciente y es causado por los movimientos repetitivos de los músculos de la mandíbula de un lado a otro, dando como resultado el rechinamiento de los dientes. Normalmente, ocurre en la primera etapa del sueño, cuando esta culmina, seca el ruido.

Bruxismo en niños

Muchos padres no saben porque se presenta el bruxismo en niños y no saben que es una condición que se debe tratar con su odontólogo de confianza.

Las posibles causas del bruxismo en infantes varían y normalmente ocurre entre los 4 a 10 años de edad. Las más frecuentes son la hiperactividad, bullying, separación de los padres, mudanzas, nacimiento de un hermano, la ansiedad y hasta estrés o en su defecto la alineación incorrecta de la dentadura.

Al tener cualquiera de los episodios en su vida ya mencionados, puede causarle con frecuencia dolor de cabeza, dolor en los oídos, en la mandíbula o dentadura.

Bruxismo nocturno en niños

La mayoría de los efectos que el bruxismo infantil nocturno causa, regularmente se hacen notar mientras el pequeño duerme y rechina los dientes.

bruxismo nocturno niños

Se puede observar que aprieta los dientes mientras duerme o aprieta con fuerza la mandíbula sin ser consciente de ello. Es por esto, que al levantarse pueden presentar jaqueca, dolor en los oídos, mandíbula y con el tiempo presentar desgaste en los dientes.

Para detectar el bruxismo en niños dormidos, observe atentamente el sueño de su hijo, para saber porque rechinan los dientes dormidos, de esta manera, podrá constatar si hay algún problema de salud, alimenticio, emocional o sentimental y hasta morfológico a causa del ruido entre dientes cuando duerme, que deba ser tratado con el odontólogo o especialista del caso.

Bruxismo infantil y el tratamiento

Hay que prestar mucha atención a la salud mental, ya que depende de eso la salud física también. Por tanto, para tratar o evitar sonar los dientes por la noche en los infantes es necesario lo siguiente:

Se recomienda disminuir las actividades físicas y videojuegos antes de dormir, las cargas estudiantiles realizarlas en horas tempranas y en compañía de los padres preferiblemente.
Es necesario llevarlo a un odontopediatría para evitar daños en la dentadura o disminuirlo.

Para estas situaciones, la mejor manera de como eliminar el bruxismo en niños es ir corrigiendo a los niños y ayudándolos a cambiar los hábitos antes de dormir.

Por ejemplo, lee o compartir con ellos un cuento, evitar que se acuesten molestos o preocupados, un corto y agradable baño con agua tibia entre otros hábitos relajantes antes de dormir.

Otros consejos para solucionar el bruxismo infantil son obviar la TV o cualquier objeto que pueda causarle una distracción antes de dormir, evitar mandarlo a dormir después de una tunda o castigo ya que estas son causas del bruxismo en infantes.

Remedios caseros para el apretón de mandíbula en niños

Si bien es cierto que no tiene cura definitiva, esto puede ayudar a mejorar la vida de los niños con ayuda de los padres ya que depende de sus hábitos y estilo de vida.

Reducir el estrés

  • Estar en descanso un poco antes de dormir.
  • Reducir las actividades.
  • Estar despreocupado y relajado.
  • Evitar azucares y gaseosas antes de dormir.

Son medidas para reducir el estrés, sin embargo para las acciones involuntarias o calmar las dolencias existen otras opciones.

Cómo disminuir las dolencias causadas por el bruxismo

  • Colocar hielo en la mandíbula (siendo la zona afectada).
  • Evitar los alimentos duros y macar chicles.
  • Tomar mucha agua.
  • Estiramiento de los músculos faciales.

Los tratamientos ayudan a disminuir los malestares o evitar los mismos, aunque indudablemente debe asegurarse la salud asistiendo al médico para una vigilancia permanente.

Muchas veces es necesario para saber el nivel de los daños que esto puede causar, como el desgaste dental.

Férula para el bruxismo en niños

La férula es lo más recomendable, ya que la misma es un molde de silicona que se adapta a la dentadura y evita que el niño mientras duerma, deslice la dentadura de un lado a otro o con la fuerza de la mandíbula, pueda hacerse daño en los dientes, cosa que en un futuro lo afectara y será muy notorio el defecto.

Una férula dental tiene múltiples usos, por tratamiento, blanqueamiento, quirúrgica entre otros, y es muy recomendado su uso para el bruxismo en el niño, ya sea para cuidar sus dientes o evitar su desgaste después de haber mudado los dientes de leche.

Causas del Bruxismo infantil

Puede producirse por un proceso fisiológico natural entre las edades de 2 a 5 años, tiene como función estimular los músculos y huesos faciales durante el crecimiento y este desaparece por si solo luego de salir los segundos molares o en su defecto si el inconveniente sigue ocurriendo en el transcurso de tiempo, hay que poner en práctico los consejos antes mencionados.

Niños de 2 años

Suele empezar a esta edad, que es cuando los niños han terminado el proceso de salida de sus dientes de leche, en muy raras ocasiones comienza antes.

Niños de 3 años

En esta etapa el niño tiene la dentadura completa y esta más propenso a comenzar a presentar los síntomas.

Niños de 4 años

Se ha determinado en distintas pruebas, que la mayoría de los casos, los niños que presentan estos síntomas van de los 4 a 6 años de edad.

Suelen presentarse por ansiedad, exceso de actividad física y enojos.

Este hábito puede desaparecer por si solo y esto ocurre normalmente cuando salen las muelas y dientes permanentes.

De lo contrario, tendrá que asistir a un odontólogo para que pueda darle una orientación mayor y así darle seguimiento para saber si el caso es leve o severo, y poder recibir la solución adecuada para una mejoría y comodidad del niño.

Bruxismo en niños con dientes de leche

En caso de que el rechinamiento o el apretar la mandíbula causen que el niño pierda un diente de leche, es necesario acudir a odontopediatría, ya que puede sufrir de un traumatismo.
Por haber perdido el diente de leche antes de tiempo, suele pasar que el de hueso salga torcido, esto ocurre por golpes en la dentadura o por el corrimiento antes de lo adecuado.

El odontólogo podrá notar el estado de la dentadura y determinara que podría pasar. si el diente que se partió era de leche y quedo un trozo en la encia, el medico deberá terminar de extraerlo y hacer todo lo pertinente este caso.

De ser uno de hueso, tendrá que conservar el trozo del diente partido porque existe la posibilidad, de poderlo pegar con una resina especial o de lo contrario reconstruirlo.

En cualquiera de los escenarios, es recomendable asistir al medico para una solución y mayor información.